• Dólar
  • BNA $165.75 ~ $173.75
  • BLUE $313.00 ~ $317.00
  • TURISTA $272.25 ~ $285.45

29 C ° ST 27.95 °

Unión Radio 91.3 en vivo

Boca venció 2-1 a UAI Urquiza y se consagró campeón del torneo femenino ante una multitud

Yamila Rodríguez y Andrea Ojeda marcaron los goles de Las Gladiadoras, mientras que Daiana Falfán anotó para las de Villa Lynch. Las locales consiguieron el boleto a la Copa Libertadores 2023.

25 Septiembre de 2022 17.40

Boca ratificó su gran momento y se consagró campeón del torneo femenino de primera división. En la última fecha, las dirigidas por Jorge Martínez le ganaron por 2-1 a un equipo de UAI Urquiza que llegaba como líder invicto. Así, se quedaron con el título ante 18 mil hinchas que vibraron en las tribunas de la Bombonera.

Fue un partido atrapante en el que Las Gladiadoras lograron la consagración gracias a los goles de dos de sus máximas figuras, Yamila Rodríguez y Andrea Ojeda. Para las de Villa Lynch, Daiana Falfán había marcado el empate parcial.

Este título le permite a Boca clasificar a la Copa Libertadores 2023 (en octubre jugará la de 2022). Además, obtuvo el boleto a la Supercopa femenina 2022, que disputará ante el equipo que gane la Copa Federal de este año.

En el estadio estuvo presente Juan Román Riquelme, vicepresidente del Xeneize, junto a los integrantes del Consejo de Fútbol del club.

La UAI se quedó sin título y sin invicto

La UAI Urquiza llegaba a la fecha 21 como líder del torneo, con dos puntos de ventaja por sobre Boca. Estaba en la cima desde la primera jornada y un empate en la Bombonera le alcanzaba para consagrarse. Sin embargo, Las Gladiadoras se hicieron fuertes y se quedaron con un triunfo que les permitió terminar en el certamen en lo más alto. No solo ratificaron su invicto, sino que les quitaron el suyo a las Guerreras de la UAI.

La definición tuvo un gran marco en la Bombonera

Aunque Boca hizo de local durante todo el torneo en la cancha de Casa Amarilla, la dirigencia decidió abrir la Bombonera para este encuentro decisivo.

Todas las localidades que se pusieron a disposición para socios y no socios del Xeneize se agotaron en cuestión de minutos, por lo que hubo una gran fiesta en las tribunas.