Habrían sustraído dos bolsas con dinero

Investigan un cuantioso robo a un repartidor de lácteos de La Rioja

El hecho habría ocurrido en esta ciudad Capital, pero recién fue advertido por el denunciante cuando regresó a su lugar de origen. La denuncia fue realizada en la Unidad Judicial N° 1.

La causa es investigada por la fiscalía en turno.
La causa es investigada por la fiscalía en turno.

29 Julio de 2020 00.54

La fiscalía en turno, a cargo del Dr. Jonathan Felsztina, investiga el supuesto robo de una cuantiosa suma de dinero, que en horas de la tarde del lunes fue denunciado en la Unidad Judicial N° 1, por el repartidor de una empresa de lácteos de la vecina provincia de La Rioja.  
De acuerdo a la información que le fue confiada a LA UNIÓN por fuentes vinculadas a la causa, anteayer, a las 16.15 aproximadamente, Leonardo Cano, de 33 años, con domicilio en la vecina provincia, se apersonó en la Unidad Judicial N° 1 de esta ciudad Capital y denunció que personas desconocidas le sustrajeron del interior de su vehículo dos bolsas, que contenían dinero, indicando desconocer la cantidad exacta ya que le fueron entregadas cerradas, con precintos, como pago de la mercadería entregada, por lo que presume que podrían superar los doscientos mil pesos.  

Denuncia 
En relación al relato del hecho, Cano indicó desempeñarse como repartidor de lácteos de la empresa “El Buen Gusto”, cuya planta se ubica en la provincia de La Rioja y habría viajado a esta ciudad el día 23 de julio, para realizar los repartos correspondientes. Ahora bien, luego de descargar la mercadería en varios lugares, regresó a las 23.00 horas a la vecina provincia, donde advirtió que le habían sustraído dos bolsas con dinero. Suma total que desconocía, ya que estaban cerradas con precintos de seguridad. 
Asimismo, el denunciante indicó que, al advertir el ilícito, regresó a esta provincia y denunció el hecho. 
En cuanto a la investigación, los voceros de la causa indicaron que personal de la División Investigaciones de la Policía se encuentra abocado a dilucidar el importante robo. Para ello, trabajan en la recolección de pruebas, como las imágenes de las cámaras de seguridad de los lugares en los que habría circulado el vehículo del denunciante, pero hasta el momento, se no se habrían registrado novedades de importancia.