Fue en la mañana

La Cámara Penal Juvenil condenó a un joven a 8 meses de cárcel por violencia de género

El fallo lo dictó ayer el juez penal juvenil, Rodrigo Morabito. Cuando se trasladaban en moto, el ahora condenado le pegó con la cabeza en el rostro a su expareja. El magistrado entendió al igual que el fiscal que el delito debía calificarse como violencia de género.

Foto: César Gómez/La Unión.

20 Noviembre de 2020 01.15

El debate fue llevado adelante de manera unipersonal por el juez de la Cámara Criminal Penal Juvenil, Rodrigo Morabito.  
A las 10:00 de la mañana, el magistrado abrió la audiencia que fue seguida por el imputado, Julio Ricardo Vaca, vía Internet, ya que se encuentra desde junio cumpliendo una condena, impuesta por el tribunal de dicha Cámara, Rodrigo Morabito, Fabricio Gershani Quesada y Luis Guillamondegui, por delitos cometidos de adolescente, en el penal de Miraflores. 
Luego de dar lectura a la requisitoria de elevación a juicio, el juez escuchó la versión del imputado sobre los hechos de lesiones doblemente calificadas por mediar una relación de pareja y violencia de género y resistencia a la autoridad. El debate siguió con la declaración de los testigos y, finalmente, se escucharon en el recinto los alegatos de las partes. El fiscal especializado, Guillermo Narváez, fue el primero en alegar.  
En sus conclusiones finales, citó, entre otras, a la convención de Belén y la Ley 26.485, solicitando que las lesiones provocadas por Vaca en su expareja sean calificadas no solo por la relación de pareja, sino también por el inciso 11 del artículo 80, es decir, violencia de género. 
Luego, tomó la palabra el defensor oficial, Nolasco Contreras, quien asistió al imputado. Con habilitación de hora, pasadas las 13:15, el juez dio a conocer el veredicto de sentencia. 
En coincidencia a lo peticionado por el fiscal, el magistrado condenó a Vaca a ocho meses de prisión efectiva por los delitos de  lesiones doblemente calificadas por mediar una relación de pareja y por violencia de género y resistencia a la autoridad.  
Como el ahora condenado ya purga una condena, el juez las unificó en una pena única de cuatro años y seis meses de prisión de cumplimiento efectivo. El hecho de violencia por el que recae sobre Vaca una nueva condena sucedió el 19 de febrero de 2018, cuando circulando junto a su expareja, S.V., a bordo de una moto por inmediaciones del hospital de la zona norte por avenida Choya y Maipú, este le hizo una recriminación y le dio un cabezazo en la zona del tabique, provocándole lesiones que demandaron cuatro días de curación y un día de incapacidad.