Se multiplican las denuncias por robos

30 Septiembre de 2021 00.51

Un arquitecto, una vicedirectora de una escuela especial y un ordenanza fueron víctimas de la inseguridad cuando cumplían con su labor en su lugar de trabajo. 


Javier Doering (53) se presentó en la Unidad Judicial N° 5 y denunció que a las 21.00 horas se retiró de su estudio, sito en la zona oeste de la Capital, y regresó a las 21.20, dejando la puerta de su oficina sin llave. Al retornar, se dio con la desagradable sorpresa que personas desconocidas ingresaron a su estudio, aparentemente por el portón peatonal y se robaron una notebook. 


En el Precinto Judicial N° 4, Oscar Bjarkman dijo desempeñarse como ordenanza de la escuela N° 47 “Presidente Ramón S. Castillo”. Cumpliendo con sus tareas, dejó como todos los días su mochila en el baño de los ordenanzas y, al ir a buscarla cumplido su horario, en el turno tarde, notó que desconocidos le habían abierto la mochila, advirtiendo el faltante de la suma de 30 mil pesos, dinero que guardaba en el interior. Al momento de realizar la denuncia, el damnificado no pudo especificar el horario en el que habría ocurrido el hecho, pero sí señaló que fue durante el turno tarde. 


En tanto, María Cisneros (60) denunció en la Unidad Judicial N° 1 que a las 18.30, al retirarse del despacho que tiene en la Escuela de Educación N 10 “Bicentenario de la Patria”, notó el faltante de su computadora portátil del programa “Conectar Igualdad”.