A 20 años de la caída de De la Rúa: memoria, traiciones y homenajes

El colapso del gobierno de la Alianza arrancó mucho antes que el trágico diciembre de 2001. El golpe por la renuncia de Chacho Alvarez, el papel de la oposición peronista y Raul Alfonsín y Domingo Cavallo.

aniversario 2001
aniversario 2001 web

19 Diciembre de 2021 09.00

El 19 y 20 de diciembre de 2001 se desató una ola de protestas sociales en todo el país, que fueron reprimidas ferozmente y dejaron un saldo de 38 muertos. Por los hechos sucedidos en la Ciudad, se desarrolla desde el año pasado un juicio oral y público.
Durante esas jornadas, hubo marchas y movilizaciones hacia la mítica Plaza de Mayo por reclamos sociales que encontraron su punto más alto tras la declaración de estado de sitio de parte del entonces presidente Fernando de la Rúa, quien renunció a su cargo horas después de ese anuncio y de la renuncia de su ministro de Economía, Domingo Cavallo.

¿Hubo conspiración?

Un informe publicado sostiene que 20 años después de su renuncia, cuando apenas había cumplido la mitad de su mandato, Fernando de la Rúa afirmó que su caída "fue un golpe" protagonizado por sectores del peronismo encabezados por Eduardo Duhalde y aliados con dirigentes radicales que respondían a Raúl Alfonsín.
"La última comunicación -recordó- fue con el senador Maestro, que era el jefe del bloque del radicalismo y me dijo que ya no quedaba nada por hacer más que la renuncia. Que Duhalde no aceptaba otra alternativa. Supe después por Gil Lavedra que Maestro me llamó desde el departamento del doctor Alfonsín".
Duhalde terminó siendo el sucesor de De la Rúa; asumió el 1§ de enero de 2002, luego de doce días de una crisis intensa en la que se sucedieron cinco presidentes. Por su lado, Duhalde siempre negó que De la Rúa hubiera sido víctima de un "golpe no tradicional".

Condenas a ex funcionarios

Pasaron casi 20 años. La Cámara Federal de Casación Penal confirmó este lunes las condenas dictadas en juicio oral contra los responsables políticos de la represión del 19 y 20 de diciembre de 2001, que precedió a la caída del Gobierno de Fernando De la Rúa y sumergió a la Argentina en una de sus más graves crisis institucionales de su historia.

El fallo ratificó la condena al ex secretario de Seguridad Enrique Mathov a 4 años y 3 meses de prisión efectiva y al ex jefe de la Policía Federal Rubén Santos a 3 años y 6 meses por homicidio culposo de tres personas. Sin embargo, esos ex funcionarios no irán presos porque todavía les queda la posibilidad de intentar llegar a la Corte Suprema de Justicia.

Las defensas intentarán un recurso extraordinario ante Casación para lograr acceder al máximo tribunal para revertir esta decisión. La defensa de Mathov planteó además que la causa ya está prescripta y que se violaron los plazos razonables para la causa. De acuerdo a la regla que funcionaba hasta ahora en el primer piso de Comodoro Py, con el el rechazo de ese recurso extraordinario, el tribunal oral podía ordenar su detenciones, como ocurrió con el caso de Once. Sin embargo, en los últimos años, algunas interpretaciones al respecto fueron cambiando. Y en febrero pasado, la Comisión Bicameral de Monitoreo e Implementación del Código Procesal Penal Federal determinó la implementación de seis nuevos artículos, entre los cuales figura una sentencia condenatoria sólo quedará firme y podrá ser ejecutada cuando se hayan agotado todas las instancias judiciales de revisión. Habrá que ver qué pasa en este caso cuando llegue ese momento.

Cinco manifestantes fueron asesinados en la zona de Plaza de Mayo, y otros cientos resultaron heridos. En el país, los muertos pasaron las tres decenas. Fernando de la Rúa fue sobreseído. En 2016, el Tribunal Oral Federal 6 condenó a cuatro años y nueve meses de prisión a Enrique Mathov, ex secretario de Seguridad Interior del gobierno, y a cuatro años a Rubén Santos, ex jefe de la Policía Federal Argentina (PFA), por ordenar y dirigir la represión policial. El tribunal también condenó a Norberto Gaudiero y Raúl Andreozzi por sus responsabilidades en el operativo y a otros cinco funcionarios policiales. También absolvió a otros seis policías y sobreseyó a otros dos.

En ese juicio, por primera vez, el Poder Judicial consideró que los funcionarios políticos son penalmente responsables de las consecuencias que tiene la orden de reprimir una protesta social.

Sin embargo, a instancias de Casación, esas penas fueron reconsideradas y las condenas quedaron fijadas en tres años y medio para Santos y cuatro años y tres meses para Mathov como responsables de las muerte de Gastón Riva, Diego Lamagna y Carlos Almirón”, y las heridas a otra veintena de manifestantes que protestaban por la situación social y el Estado de Sitio decretado por el ex presidente Fernando De la Rúa.

El presidente Fernando de la Rua junto al entonces ministro Cavallo durante la reunion de gabinete convocada de urgencia en diciembre de 2001 (Foto: JUAN VARGAS.****)

La sombra del peronismo

En el informe publicado se menciona la posición de quienes abonan la tesis del "golpe no tradicional": "El periodista Ceferino Reato, autor de Doce Noches, sostuvo que las razones de la caída de De la Rúa toman una relevancia especial ahora que el no peronismo ha vuelto al gobierno con el presidente Mauricio Macri. Desde que el peronismo irrumpió en la política nacional, hace 70 años, ningún presidente civil no peronista logró terminar su mandato. Una de las grandes dudas es si, cuando está en la oposición, el peronismo se comporta como una oposición leal o no", dice el informe.

Actos recordatorios

Al cumplirse 20 años de la represión que tuvo como saldo 39 muertos en todo el país durante el estallido social del 19 y 20 de diciembre de 2001, se realizarán diversas actividades conmemorativas en todo el territorio nacional, que incluirán una vigilia de movimientos sociales en Plaza de Mayo, la colocación de una placa en la Ciudad de Buenos Aires junto a las familias de las víctimas y el envío de un proyecto de ley reparatoria.

Días atrás, al recibir a un grupo de familiares de las víctimas de la represión, el presidente Alberto Fernández anunció que enviará en estos días al Congreso nacional un proyecto de ley reparatoria. También anunció que el lunes 20 se realizará en Buenos Aires un acto conmemorativo junto a las familias, que incluirá la colocación de una placa con los nombres de los fallecidos.