Macri apeló la prohibición de salir del país en la causa por presunto espionaje a familiares de víctimas del ARA San Juan

El expresidente designó como abogado a Pablo Lanusse y manifestó su “absoluta inocencia” en la causa.

14 Octubre de 2021 13.44

El expresidente Mauricio Macri apeló la prohibición de salir del país que le impuso el juez federal de Dolores Martín Bava en la causa por supuesto espionaje ilegal a familiares de los marinos que murieron en el hundimiento del submarino ARA San Juan. Designó como abogado a Pablo Lanusse y manifestó su “absoluta inocencia” en la investigación. El ex mandatario volverá a la Argentina el 19 de octubre para declarar en la investigación.

Después de ser citado a indagatoria la defensa del exmandatario presentó un escrito en el que manifestó, en nombre de Macri: “Luego del estrépito generado por vuestra decisión del pasado 1° de octubre de 2021, donde reconocía desconocer mi domicilio, este Juzgado recién pudo cumplir con su deber de comunicar lo allí resuelto a mi respecto el día 6 del mismo mes y año”.

Macri aclaró: “Pese a encontrarme fuera del país como era y es de público conocimiento vengo en tiempo y forma a presentarme en autos, sin que ello signifique reconocer ni consentir en el Sr. Juez las garantías que me confieren los artículos 18 de la Constitución Nacional y 8 de la Convención Americana sobre Derechos Humanos”. El fundador del PRO negó las acusaciones en la causa: “Lo hago convencido de mi absoluta inocencia en los supuestos hechos que se me pretenden atribuir y como derivación de mi respeto y sujeción a las instituciones de la República”.

La apelación de Mauricio Macri a la prohibición de salida del país

En cuanto a la prohibición de salida del país el expresidente apeló la medida y le pidió al juez Bava que aplique el efecto suspensivo. Es decir, que no entre en vigencia hasta que se resuelva en instancias de apelación superiores. Macri consideró: “Carece de todo tipo de fundamentación y por ende aniquila y vulnera los derechos, principios y garantías de defensa en juicio, debido proceso, mínima intervención estatal, libre circulación y tránsito, principio de inocencia, proporcionalidad y razonabilidad”.

El exjefe de gobierno porteño consideró que el juez “omitió todo fundamento que explique las razones y el proceso lógico que lo condujo a disponer” su prohibición de salida del país. Dijo que no habla de “una fundamentación estereotipada ni de una aparente” y que hay “ausencia absoluta de argumentación y de razones que permitan reconstruir el proceso cognitivo que llevó al Magistrado a restringir” su libertad.

El expresidente afirmó que esa decisión tiene “ausencia absoluta de fundamentación” y mencionó que tiene arraigo en la Argentina: “Vivo con mi familia y desarrollo públicamente mi actividad política”. Planteó la decisión de prohibirle la salida de la Argentina “resulta entonces huérfana de toda fundamentación” relacionada a su persona y su situación.