• Dólar
  • BNA $869.5 ~ $909.5
  • BLUE $1200 ~ $1200
  • TURISTA $1391.2 ~ $1391.2

7 C ° ST 6.54 °

Unión Radio 91.3 en vivo

Conflicto en Medio Oriente

El ayatolá Alí Jamenei, sobre el ataque de Irán a Israel: “El régimen maligno será castigado”

13 Abril de 2024 23.42

La televisión estatal iraní confirmó que la Guardia Revolucionaria de Irán (IRGC), el ejército ideológico de la República Islámica, lanzaron un ataque con “drones y misiles” contra Israel. Tras el inicio del ataque, el guía supremo iraní, el ayatolá Alí Jamenei, publicó un mensaje que afirmaba: “El régimen maligno será castigado”.

Además, el IRGC señaló en el comunicado transmitido en las razones del ataque: “En respuesta a los numerosos crímenes cometidos por el régimen sionista, incluido el ataque a la sección consular de la embajada de la República Islámica de Irán en Damasco y el martirio de un grupo de comandantes y asesores militares de nuestro país en Siria, la fuerza aérea de la Fuerza Aeroespacial del Cuerpo de Guardianes de la Revolución Islámica disparó decenas de misiles y drones contra objetivos específicos dentro de los territorios ocupados”.

La operación, llamada “promesa honesta”, fue “lanzada con la aprobación del Consejo Superior de Seguridad Nacional y bajo la supervisión del Estado Mayor General de las Fuerzas Armadas”, precisó a la televisión e indicó que los detalles se pondrían pronto “en conocimiento del heroico pueblo de Irán y de los combatientes de la libertad de todo el mundo”.

La agencia oficial de noticias Irna precisó que, casi una hora después del lanzamiento de los drones, los Guardianes dispararon una “primera tanda de misiles balísticos contra objetivos situados en zonas profundas de los territorios ocupados (Israel)”.

 

Pocos minutos tras el inicio de la operación, la cuenta en la red social X del guía supremo iraní, el ayatolá Alí Jamenei, volvió a publicar un mensaje que afirmaba que “el régimen maligno será castigado”.

El 3 de abril, el ayatolá Jamenei declaró que Israel recibiría “una bofetada” tras el bombardeo, que Irán atribuyó al Estado hebreo, contra el consulado iraní en Damasco, en el que murieron dos días antes siete miembros de los Guardianes de la Revolución, entre ellos dos generales de la Fuerza Quds, su brazo de operaciones exteriores.