• Dólar
  • BNA $884.5 ~ $924.5
  • BLUE $1280 ~ $1280
  • TURISTA $1415.2 ~ $1415.2

18 C ° ST 17.68 °

Unión Radio 91.3 en vivo

Golpe al bolsillo

Se viene otro aumento en el valor del pan: El Gobierno subió 6,9% el precio de la harina subsidiada

La bolsa de 25 kilos pasó de $2142 a $2290, según lo dispuesto este miércoles por medio de la Resolución 1111 de la Secretaría de Comercio.

19 Julio de 2023 16.20

El Gobierno nacional dispuso este miércoles un aumento del 6,9% en el precio de las bolsas de 25 kilos de harina de trigo subsidiada triple 0, utilizada para la elaboración del pan, que pasó así de $2142 a $2290.

“Los precios reflejados son para presentaciones en envases de 25 kilogramos. Para pasar a granel, el valor por tonelada será la bolsa multiplicado por 39,25″, detalló el secretario de Comercio, Matías Tombolini, por medio de la Resolución 1111.

En los “considerando”, Tombolini señaló que se acumula, hasta ahora, un incremento de 43,8% en la harina subsidiada durante los primeros 7 meses de 2023. Es decir, por debajo de la inflación general, que lleva un acumulado de 50,7% en lo que va de 2023, según los datos del Instituto Nacional de Estadísticas y Censos (INDEC).

Con respecto a un año atrás, es decir junio de 2022, los valores de la harina subsidiada crecieron un 76,1%. Esa cifra también se encuentra por debajo de la variación general de precios que hubo en el mismo período, que fue de un 115,6%.

 

Fideicomiso polémico

Los ajustes dispuestos por la Secretaría de Comercio se dieron en el marco del Fondo Estabilizador del Trigo Argentino (FETA), con el cual se subsidia a la bolsa de harina con un 1,3% de lo recaudado con las retenciones de los derivados de la soja. Para eso, se tomó como referencia una cotización de $48.294,63 por tonelada para el cereal.

Este fideicomiso fue creado en marzo de 2022 con el fin de garantizar un precio de referencia para el trigo en el mercado interno “que permita conservar una estabilidad en la participación de la bolsa de harina como componente del costo de los productos que de ésta se derivan”.

Según argumentó el Gobierno, el FETA se creó debido a la tendencia alcista que experimentaron las cotizaciones del trigo, el maíz, el girasol y sus derivados desde el comienzo del conflicto bélico entre Rusia y Ucrania.

Sin embargo, la herramienta generó controversias en la cadena de valor del trigo. Mientras los productores agropecuarios y una parte de los molinos se oponen, ya que consideran que no logra el objetivo buscado y distorsiona el mercado, otra parte de la industria, como los panaderos, la consideran necesaria para amortiguar los efectos de la inflación.