• Dólar
  • BNA $887.5 ~ $887.5
  • BLUE $1015 ~ $1015
  • TURISTA $1420 ~ $1420

15 C ° ST 14.24 °

Unión Radio 91.3 en vivo

Para tener en cuenta

¿Chau al Plazo fijo? Una importante alternativa de ahorro crece ante la baja de las tasas de interés

Con la creciente inflación y las tasas de interés negativas, los inversores que solían optar por el Plazo fijo tradicional buscan proteger su dinero y recurren cada vez más a Fondos Comunes de Inversión. Descubrí qué son y cómo funcionan estos métodos de ahorro.

20 Febrero de 2024 18.00

El Plazo fijo, una alternativa para obtener ganancias "extra" ampliamente utilizada por los ahorristas argentinos, experimentó una disminución notable, ya que muchos inversores empezaron a ver con buenos ojos a los Fondos Comunes de Inversión (FCI), específicamente los denominados "Money Market".

Esta tendencia, que comenzó a ganar impulso a mediados de 2023, se intensificó con la implementación de políticas de tasas de interés negativas por parte del Banco Central (BCRA). Tras la llegada de Javier Milei al Gobierno, se dispuso una reducción de la Tasa Nominal Anual (TNA) para estos depósitos, pasando del 133% al 110%, lo que dejó una Tasa Efectiva Mensual (TEM) del 9%.

Además, la "huida" de los ahorristas también se vio influenciada por el aumento en las restricciones para acceder al dólar y condiciones más estrictas para los depósitos a Plazo fijo atados a la inflación (UVA).

billetes

Según un informe de MegaQM, empresa líder en fondos comunes de inversión en Argentina, los depósitos a Plazo fijo pasaron de representar aproximadamente el 52% de los depósitos totales del sistema en la primera mitad de 2023 a un 40% actualmente.

Por otro lado, la industria de los Fondos Comunes de Inversión experimentó un ascenso, administrando ahora alrededor del 58-60% de los depósitos totales del sistema, en comparación con un 37% anterior.

 

¿Qué son los Fondos Comunes de Inversión?

 

Un Fondo Común de Inversión (FCI) es una estructura de inversión colectiva -a diferencia del Plazo Fijo, que es una inversión individual- en la cual un grupo de inversores combina su dinero para comprar una cartera variada de activos financieros. Estos inversores se convierten en "cuotapartistas" al suscribir cuotapartes.

En el proceso de gestión de cada FCI, intervienen dos entidades independientes: la sociedad administradora de fondos y la sociedad depositaria. La primera toma decisiones de inversión en nombre de los inversores, mientras los segundos adquieren cuotas del fondo, lo que les da derechos sobre una porción de activos y rendimientos generados.

A diferencia del Plazo fijo, que implica depositar fondos en una entidad financiera a cambio de una tasa de interés fija y predeterminada, los FCI ofrecen la posibilidad de diversificar la inversión en una amplia gama de activos financieros, que incluyen acciones, bonos, instrumentos del mercado monetario y bienes raíces, entre otros valores.

 

El rol de los fondos de "Money Market" en los Fondos Comunes de Inversión

 

Los fondos de Money Market, también conocidos como "Cash Management", constituyen aproximadamente el 60% de los activos administrados dentro de los Fondos Comunes de Inversión. Estos fondos, remunerados con una tasa de interés negativa pero superior a dejar los pesos inmovilizados en una cuenta bancaria, ofrecen liquidez inmediata como su atributo más destacado.

A diferencia de otros FCI con inversiones más complejas, donde el dinero puede tardar 24 o 48 horas en estar disponible, en los fondos de Money Market, los inversores pueden rescatar sus fondos en cualquier momento, sin demoras.

De acuerdo con expertos, actualmente la industria de Fondos Comunes de Inversión se convirtió en el principal depositante del sistema financiero argentino, representando el 30.4% del total de depósitos en pesos, tanto públicos como privados, destacan desde MegaQM.

La combinación de una alta inflación, la disminución de las tasas de interés para los Plazo fijo y las dificultades para acceder a otros métodos de ahorro, como el dólar o los Plazos fijos UVA, impulsó una mayor demanda por instrumentos financieros de corto plazo. En este escenario, los inversores buscan alternativas para igualar rendimientos y proteger el valor de sus ahorros.