Tras una decisión de Estados Unidos, las vacunas de AstraZeneca comenzarían a llegar a la Argentina

Joe Biden
Joe Biden

06 Abril de 2021 13.58

Una decisión del presidente Joe Biden que desbloqueó la exportación desde Estados Unidos hacia México de los filtros necesarios para la producción y el envasado de vacunas destrabó la llegada de las vacunas de Oxford AstraZeneca a la Argentina. En dos semanas estarán listas para ser enviadas a Buenos Aires 900.000 dosis que fueron fabricadas en la planta de MABxience en Garín, provincia de Buenos Aires, y fraccionadas y envasadas en el laboratorio Albany Molecular Research Inc. (AMRI) de Albuquerque, Estados Unidos.

MABxience, que tenía previsto originalmente envasar en un laboratorio mexicano las vacunas desarrolladas por la Universidad de Oxford y la farmacéutica AstraZeneca, tuvo que enviarlas durante el verano a Albuquerque debido a que Liomont (el laboratorio mexicano) no podía conseguir los filtros necesarios para fraccionar y envasar las vacunas.

Esos filtros de vidrio con perforaciones microscópicas se fabrican en Estados Unidos y su exportación estaba regulada desde mayo de 2020, cuando Donal Trump invocó una norma que impulsó Harry Truman durante la Guerra de Corea, la Ley de Producción de la Defensa, que permite a la Casa Blanca impedir la venta al exterior de los productos que considere indispensables para defender a Estados Unidos. La vacuna de AstraZeneca desarrollada en conjunto con la Universidad de Oxford. AP

Trump había repuesto el funcionamiento de la ley para prohibir la venta de respiradores, guantes y anteojos de protección para médicos, pero en febrero, Biden volvió a invocar esa ley de 1950, esta vez para bloquear la exportación de insumos para producir vacunas y jeringas. Para evitar las complicaciones que generó esa situación, AstraZeneca le ordenó al laboratorio de Hugo Sigman que enviara a Albuquerque sus dos primeros lotes de producción, que sirven para producir 12 millones de vacunas, y esos son los que comenzarán a distribuirse en dos semanas a los países de América latina que ingresaron al programa de la Fundación Slim, que vende a los gobiernos las vacunas de Oxford AstraZeneca a 4 dólares por unidad. De esos 12 millones, 900.000 dosis llegarán a la Argentina, según aseguraron a Clarín fuentes al tanto de la operación.

En mayo, según estiman en el Gobierno, comenzarán a llegar a Buenos Aires los aviones con las vacunas que serán envasadas en México, porque Liomont ahora pudo comprar los filtros y entrar en régimen de producción normal. “AstraZeneca está muy demorado con nosotros. Dicen que van a empezar a mandar las vacunas hechas en México en mayo. Espero que sea así”, le dijo este lunes a Clarín un muy importante funcionario de la Casa Rosada.

Liomont pudo comprar los filtros luego de que México consiguió aflojar las restricciones que había impuesto Biden. Luego de bloquear la venta de vacunas, el nuevo presidente comenzó a implementar lo que algunos analistas en Washington llaman una “diplomacia sanitaria” que busca compensar, entre otras cuestiones, la distribución de las vacunas chinas y rusa en América latina, que llegaron a la región impulsadas por la estrategia geopolítica de Pekín y Moscú.


Hace dos semanas, la Casa Blanca anunció que enviará a México como donación 2 millones y medio de vacunas de AstraZeneca que están almacenadas en depósitos y que no se pueden aplicar en Estados Unidos hasta que la Food and Drugs Administration (FDA) las apruebe. Canadá recibirá otro millón y medio de dosis.

Tanto México como la Argentina le reclamaron a Estados Unidos que permita la venta de los insumos necesarios para fraccionar y envasar las vacunas en Liomont e incluso el canciller Felipe Solá le pidió el fin de semana al Secretario de Estado Antony Blinken que Estados Unidos permita la venta a la Argentina de esas vacunas de AstraZeneca que están almacenadas, según publicó Infobae.

Hoy, en Liomont de México hay material para producir 24 millones de dosis y MABxience despacha cada diez días un lote con el principio activo suficiente para fabricar seis millones de vacunas. Cada uno de esos lotes contiene unas pocas decenas de litros que, luego de pasar por los filtros y ser combinados con la sustancia que se produce en México, son envasados en seis millones de frascos y distribuidos por AstraZeneca.

En el Gobierno creen que, si no aparecen más trabas, con este sistema que implementó la Fundación Slim, AstraZeneca podrá mandar a la Argentina a partir de mayo unas tres millones de dosis por mes. Esa vacuna puede ser conservada en una heladera común -con temperaturas de 4 a 7 grados- y debe existir una ventana de tres meses entre la primera y la segunda dosis.