Continúa el escándalo

Godoy denunció penalmente la supuesta venta de certificados médicos a docentes

El secretario general del sindicato presentó la denuncia en la Fiscalía General por “defraudación e incumplimiento de deberes de funcionarios públicos”.

Foto: César Gómez / La Unión

11 Noviembre de 2021 12.37

La polémica suscitada por las licencias docentes y la sospecha vertida por una de las autoridades de Reconocimiento Médico de que hay un mecanismo fraudulento para generar las mismas por parte de profesionales de la medicina, tuvo en la jornada de hoy la materialización de la denuncia penal, tal como lo adelantara Diario La Unión. La presentación de la misma la formuló el docente y gremialista Juan Godoy a título personal y vino a concretarse en el día que el escándalo estalló con la viralización de un audio en el que se escucha a la Dra. Analía Leiva de Ominetti dar instrucciones sobre cómo entorpecer los pedidos a maestros y profesores.

La base de la denuncia se origina en declaraciones vertidas por la misma funcionaria durante un encuentro que mantuvieron funcionarios de los ministerios Trabajo y Recursos Humanos, Educación y los gremios que integran la Intersindical docente. En ese marco, Ominetti dijo que tenía conocimiento de que existen "médicos que venden certificados y docentes que los compran". En ese momento los representantes sindicales solicitaron nombres y la formulación de una denuncia recibiendo la "negativa de la funcionaria de dejar constancia en actas de esta irregularidad ".

En el texto de la denuncia presentada ante Fiscalía General, Godoy sostiene que la misma se presenta ante autores desconocidos para que la Justicia accione ante “la conducta típica, antijurídica y culpable descripta en el Código Penal, en la figura de defraudación e incumplimiento de deberes de funcionario públicos”. 

Seguidamente se describe lo acontecido en la reunión paritaria del pasado 9 de Noviembre donde se hizo análisis de las declaraciones periodísticas vertidas por la Subsecretaria de Reconocimiento Médico, Dra. Analia Leiva de Ominetti donde tomamos conocimiento por dichos de esta que habría profesionales médicos que de manera fraudulenta otorgarían certificados apócrifos a docentes a cambio de dinero, por lo que manifestó que los mismos estarían identificados y seria la causal por la que en muchas ocasiones se rechazan algunas licencias medicas a docentes o se otorgan menos días”. 

Godoy sostiene que la acción penal iniciada hoy tiende a “garantizar la correcta administración de Justicia”. Y agrega en la presentación que los dichos de la funcionaria, los cuales ella ahora dice desconocer, pueden ser aseverados por “todos los presentes, a excepción de la Ministra de Educación Andrea Centurión quien se retiro antes de esta conversación. Es por ello que como ciudadano y dirigente gremial me lleva a promover la presente acción penal a los fines de garantizar la correcta aplicación de justicia”.

SIDCA repudia

En tanto y como consecuencia del hecho del día, el Sindicato Docente de Catamarca, también repudió las expresiones de la subsecretaria de Reconocimientos Médicos, Analía Leiva.

Mediante comunicado el gremio indicó que "los docentes pasamos de los golpes bajos al estupor. Conocido un audio donde la subsecretaria Analía Leiva tilda de hdp a los docentes enfermos que deben pasar por Reconocimientos Médicos a solicitar licencias, la canallada de orquestar instrucciones del personal del área para dificultar los trámites, hacerla más difícil, como si se tratara de un juego de prendas, muestra el nivel bizarro de la funcionaria, que lejos de ponderar orientaciones ligadas al real cuidado de las formas y la legalidad de los procedimientos, considera los estados de enfermedad mentiras oficiosas para el logro de licencias. Sádica en su verbo y proceder, disfruta al parecer el sufrimiento ajeno, instruyendo con crueldad impensada la inacción para autorizar licencias médicas".

Ante esto el gremio, que tiene a Sergio Guillamondegui, como secretario general repudia no sólo los dichos de la funcionaria cuestionada sino también "su accionar malicioso y falaz” al tiempo de sostener la urgencia, como el resto de los gremios docentes,  de la renuncia de la funcionaria.