• Dólar
  • BNA $130.75 ~ $138.75
  • BLUE $285.00 ~ $290.00
  • TURISTA $214.50 ~ $227.70

7 C ° ST 7.1 °

Unión Radio 91.3 en vivo

Juzgado Correccional N°3

La fiscalía pidió tres años de prisión para el imputado y la defensa acompañó el pedido

Fue durante los alegatos materializados ayer en el Juzgado Correccional N°3. El juez Javier Herrera pasó a un cuarto intermedio para mañana, en el que se escuchará la última palabra del imputado y se dictará la sentencia.

05 Julio de 2022 01.48

Durante la mañana de ayer en ámbitos del Juzgado Correccional N°3 se llevaron a cabo los alegatos de las partes en el juicio que tiene en el banquillo de los acusados a Horacio Ferreyra, quien debe responder por los delitos de homicidio culposo agravado por la conducción imprudente de un vehículo automotor y lesiones graves. En el año 2015 al mando de un automóvil, Ferreyra embistió al ingresar en una calle en sentido contrario al de la circulación, la moto en la que se conducía Nahuel Rodríguez -quien murió tres días después del siniestro- y su novia, Marisol Zarza, quien sobrevivió. 

A las 9 de la mañana la audiencia fue abierta por el juez Javier Herrera, quien le dio la palabra al fiscal Víctor Figueroa.

Manteniendo la imputación por la que el joven llegó a debate, Figueroa hizo mención a los testimonios escuchado durante la última audiencia de la semana pasada en donde los testigos ofrecidos por la defensa de Ferreyra cuyos dichos no fueron consistentes, a entender el fiscal.

A líneas generales y partiendo del reconocimiento de “un error” por parte del acusado en el inicio del juicio -refiriéndose a haber girado por la calle en sentido contrario- el ministerio público fiscal hizo referencia al daño que provocó el hecho tanto en la familia del joven fallecido como en la de su novia, quien dijo “no querer ser madre”, proyecto de vida que “sí tenía junto a Nahuel” (sic). 

Al momento de cuantificar la pena, el fiscal hizo mención a que el imputado no cuenta con antecedentes computables, no estaba alcoholizado al momento del hecho ni tampoco bajo el efecto de ninguna sustancia y la velocidad con la que circulaba era acorde al lugar.

Valorando todo lo expuesto y más, Figueroa pidió al juez declare culpable a Horacio Ferreyra y lo condene a la pena de tres años de prisión en cumplimiento efectivo y el doble de inhabilitación para conducir cualquier tipo de vehículo automotor.

Luego fue el turno del Dr. Berber, en representación de la Querella de la novia de Nahuel y de sus padres, quien fue más allá que el fiscal y pidió cinco años de prisión efectiva y 10 años de inhabilitación. En su alegato, el abogado recalcó en más de una oportunidad que “Nahuel era único hijo”.

Seguidamente y previo a un cuarto intermedio alegato la defensa del imputado. El letrado coincidió en la calificación y hasta en la pena pedida por el fiscal la que compartió. Ante de finalizar hizo mención a que sin “ánimo de responsabilizar a las víctimas del siniestro y con el reconocimiento de su asistido sobre su responsabilidad en el hecho luctuoso, el resultado podría haber sido otro si Nahuel y Marisol llevaban casco, en razón que las lesiones que sufrieron y provocó la muerte del joven y secuelas en la novia, fueron en la cabeza”.

Asimismo pidió al juez copia de las actuaciones para solicitar se investigue a los testigos Carla y Adrián Domínguez por falso testimonio. Luego el juez pasó a un cuarto intermedio, mañana, para escuchar la última palabra del imputado y dar a conocer el veredicto de sentencia.

 

Corte


Al concluir la audiencia, familiares y amigos de Nahuel y Marisol se concentraron en el ingreso del edificio judicial para luego cortar calle Sarmiento.

Con bombos y al grito de justicia le pidieron condena efectiva para el imputado.

En diálogo con LA UNIÓN, la mamá de Nahuel se refirió a los alegatos “solo le pido al juez justicia por Nahuel y para Marisol. El  imputado realizó su vida, tiene hijos y ellos nunca podrán ya cumplir ese sueño. Quiero una condena efectiva, basta de las condenas en suspenso”. 

Agregando “ahora le quieren echar la culpa a mi hijo cuando el -por el imputado- fue quien lo mató”.