• Dólar
  • BNA $892 ~ $892
  • BLUE $1015 ~ $1015
  • TURISTA $1427.2 ~ $1427.2

23 C ° ST 23.32 °

Unión Radio 91.3 en vivo

Para tener en cuenta

Fácil y rápido: ¿Cómo hacer torta frita criolla?, ideal para acompañar con el mate

Una receta bien argentina, con pocos ingredientes y fácil de hacer para deleitarse a cualquier hora del día.

11 Marzo de 2024 17.20

En la cultura popular, se sabe que las tortas fritas son un clásico de los días lluviosos, sin embargo, pueden disfrutarse en cualquier momento del día. Con pocos ingredientes y de manera rápida tu merienda de la tarde puede solucionarse en un abrir y cerrar de ojos. No importa si es lunes, día de empezar la dieta o sábado y es la previa a una buena siesta.Pese al surgimiento de nuevos manjares de la cocina dulce, esta preparación típica de la gastronomía rioplatense nunca pasa de moda y la tradición de prepararlas se sostiene en el tiempo. Es al día de hoy, que los días de lluvia, es muy común escuchar la típica frase: “Llueve, está para tortas fritas”.

Pero ¿De dónde surgió la costumbre de prepararlas cuando el clima está lluvioso? Dicen que este ritual se instaló durante la época de la colonia, ya que cuando llovía las mujeres salían a recoger esta agua que se suponía que era más pura y limpia.

Hay quienes sostienen que el origen remoto de esta esta sencilla preparación proviene de Alemania y se cree que llegó al Río de la Plata de la mano de inmigrantes españoles del sur, ya que tenía arraigo en la cocina andaluza. Los árabes le decían “sopaipilla” a esta torta, término que a su vez proviene del germano “suppa” y significa “pan mojado en líquido”.

 

Ingredientes

 

  • ½ kilo de harina leudante
  • 1 cucharada sopera de grasa vacuna o mantequilla
  • 1 vaso de agua templada
  • ½ cucharada de sal
  • Aceite de girasol

 

Elaboración paso a paso

 

  1. Colocá la harina en un recipiente en forma de corona para agregar en el centro la sal, la grasa o mantequilla y el agua templada. Mezclá muy bien con una cuchara o con ayuda de tus manos hasta obtener una masa suave y homogénea.
  2. Envolvé la masa en un paño y dejá descansar aproximadamente 15-30 minutos fuera de la nevera. Dividí la masa de las tortas fritas en bollos de igual tamaño y estirá cada uno de ellos con un palote hasta que queden finos. Se les puede hacer un hueco en el centro para que entre el aceite cuando se frían y se cocinen mucho más rápido. O sino también pincharlas con un tenedor.
  3. Dejá las tortas fritas sobre un paño mientras colocás abundante aceite en una sartén. Cuando esté caliente, freí las tortas de a una con cuidado de no quemarte hasta que se doren de ambos lados. Para ello, deberás darlas vuelta durante la cocción. Retirá con una pinza y dejá escurrir en papel absorbente para quitar el exceso de aceite.
  4. En caso de desearlo se puede espolvorear las tortas fritas con azúcar, doblarlas y consumirlas calentitas. Para saber si el aceite está caliente, lo que podés hacer es echar un poquito de masa antes de colocar las tortitas, y si empieza a burbujear (no humear) es porque ya está a punto para freír.

Un tip: para que salgan más esponjosas y aireadas se puede usar harina leudante o agregarle polvo de hornear a la masa.