• Dólar
  • BNA $908 ~ $908
  • BLUE $1210 ~ $1210
  • TURISTA $1452.8 ~ $1452.8

11 C ° ST 10.16 °

Unión Radio 91.3 en vivo

Para tener en cuenta

Sana y Deliciosa: ¿Cómo hacer una pastaflora sin gluten ni lactosa?, mirá el paso a paso

Cómo cocinar una deliciosa pastafrola sin gluten ni lactosa, apta para celíacos e intolerantes al TACC y a la lactosa.

06 Abril de 2024 17.31

La pastafrola es una tarta artesanal popular muy elegida por los argentinos. Es muy sencilla de hacer y deliciosa para acompañar con mate o café con leche, tanto para el desayuno como para la merienda. Hay diferentes formas de hacerla y, afortunadamente, existe una manera de cocinar pastafrola sin gluten ni lactosa, apta para celíacos y para todas aquellas personas intolerantes a ambos componentes. 

La pastafrola tradicional está rellena de dulce de membrillo, aunque también se puede hacer de dulce de batata o incluso dulce de leche. Por otro lado, hay cada vez más gente diagnosticada de celiaquía o intolerante al gluten, así como muchos resultan ser intolerantes a la lactosa, un tipo de azúcar que se encuentra en la leche y otros productos lácteos. Sea este tu caso o no, te traemos una receta de pastafrola muy rica y saludable, sin TACC ni lactosa.

 

Receta de pastafrola sin gluten ni lactosa

 

Ingredientes

 

600 gr de membrillo o dulce de batata.

250 gr de harina sin gluten (puede ser harina de arroz, harina de coco, harina de maíz, harina de mijo, harina de teff, harina de almendras, entre muchas otras).

120 gr de azúcar (se recomienda azúcar mascabo).

120 gr de margarina sin lactosa.

1 huevo.

ralladura de 1/2 limón.

1 cucharadita de esencia de vainilla.

100 gr de coco rallado.

Importante: chequear que todos los ingredientes que se compren tengan el símbolo que indica que son sin TACC.

 

Preparación

 

En un bowl y mezclar todos los ingredientes secos (la harina sin gluten, el azúcar y la ralladura de limón).

Incorporar el huevo, la margarina y la esencia de vainilla. Mezclar con un batidor. Se tiene que formar una masa homogénea.

Una vez que se haya formado la masa, agarrarla con las manos y amasarla. Te podés ayudar poniéndote harina en las manos para que no se te pegue.

Una vez amasada, envolver la masa en un papel film y llevar a la heladera durante 30 minutos.

Pasada este tiempo, poner harina sobre la mesada (previamente higienizada), sacar la masa de la heladera y estirarla con la ayuda de un palo de amasar hasta que quede plana. Separar una parte de la masa para las tiras que se harán posteriormente.

Agarrar un molde apto para horno y ponerle un poco de harina y margarina a la base para evitar que la pastafrola se pegue.

Colocar la masa en la fuente.

Esparcirle el dulce de membrillo o de batata por encima. Distribuirlo de manera uniforme.

Con lo que haya sobrado de la masa, cortar en tiras para formar el enrejado y colocarlo arriba del relleno.

Llevar a hornear a 180° durante 40 minutos, hasta que la masa quede dorada.

Dejar enfriar.

Una vez fría, colocarle el coco rallado por encima para darle un sabor extra.

¡Listo! Ya podés disfrutar de una rica pastafrola sin gluten ni lactosa, apta para todos.