Causa Agustín Rasguido

A dos años del crimen, la mamá de Agustín pide que se realice el juicio y se castigue a los culpables

Verónica Rasguido contó, con mucho dolor, cómo se recordó a su hijo el 25 de diciembre pasado, al cumplirse dos meses de su asesinato. En los primeros días del mes de diciembre, la causa fue elevada a juicio por la Fiscalía Juvenil.

27 Diciembre de 2021 23.21

El 25 de diciembre último, la comunidad de Bañado de Ovanta recordó con un oficio religioso a Agustín Rasguido, el joven de 18 años que el 25 de diciembre, pero del año 2019, fue ultimado de varios disparos de arma de fuego por Elías Nievas (19), novio de su exnovia, una adolescente de 15 años, quien por no ser punible -menor de 16 años- no responderá ante la Justicia por el asesinato, aun cuando fue investigada e indagada en el proceso llevado adelante por el fiscal especializado, Dr. Guillermo Narváez. 

Tras cometer el crimen, Nievas se fugó y permaneció en las sombras hasta el mes de abril del año 2020, cuando, en plena pandemia por Covid-19, fue localizado en el partido de Berazategui, provincia de Buenos Aires, y, por disposición del juez de Control de Garantías penal juvenil, Fabricio Gershani Quesada fue extraditado a esta provincia, donde fue imputado e indagado por el fiscal, permaneciendo hasta la actualidad alojado en el penal de Miraflores con prisión preventiva.

En los primeros días del mes de diciembre del año en curso, el expediente, luego de varias idas y vueltas por presentaciones y recursos planteados por la defensa de Nievas, fue elevado a juicio, recayendo el expediente en la Cámara Penal Nº 3 por la fecha de ocurrido el hecho.

En diálogo con LA UNIÓN, Verónica, mamá de Agustín, manifestó: “Ya pasaron dos años de él que no está físicamente. Como madre, siento dolor, impotencia, bronca, por la forma en la que estos asesinos decidieron arrebatarle la vida. Son pocas las palabras que uno a veces puede expresar porque lo que se siente es tan fuerte; sin lograr entender por qué hicieron esto, porque no entiendo”.

Agregando: “Este 25 de diciembre, se hizo una misa recordándolo porque gran parte del pueblo siente su desaparición, le duele de la forma en la que se hizo. Pero los recuerdos los tengo siempre presentes, está en cada uno de los diálogos con alguien, fue tan especial su forma de ser que es inevitable no tenerlo presente. Lo que me queda es luchar para que siga vivo su recuerdo y pedir, como siempre estoy pidiendo, que la Justicia pueda castigar a los asesinos” remarcó.

Asimismo, Verónica hizo mención a la causa judicial: “Con respecto a la causa, avanza muy lentamente ya que, en un principio, se dio rápidamente con los asesinos, pero el mal actuar de la policía en ese momento, la oficial Mariela Díaz, dio lugar a que uno de los asesinos se escapara. Pero luego de un largo tiempo que se lo buscó, se pudo dar con él y trasladarlo a esta provincia. Ya aquí, se dio lugar a procedimiento que requería la Justicia, dándole lugar al abogado del asesinato para presentar todo lo que quisiera, según porque son los derechos del asesino y, esto fue dilatando todo”.

Finalmente, la mamá manifestó: “No tenemos fecha para el juicio aún, es lo que estoy pidiendo. Y con respecto a la otra asesina, niña asesina, como le digo yo porque era una niña, esta Justicia dice que no hay castigo para ella, que no va a ser castigada”.